Flamenco

Priego, al sur de la provincia de Córdoba, como el resto de Andalucía, ha atesorado las manifestaciones populares que han ido dejando las diferentes culturas en estas tierras.

Dichas tradiciones  perduran en el tiempo, formando parte de la personalidad de un pueblo que siempre ha mirado hacia atrás.

El empeño de un pueblo por perpetuar, no sólo su historia sino sus tradiciones, cuidando con sabiduría la manifestaciones e incluso renovándolas a los tiempos de hoy.

Contágiate del saber popular de esta ciudad, que desfila por las calles, por los rincones, busca y pregunta por ellas, descubrirás en ellas la identidad de un pueblo.

El flamenco se encuentra entre las tradiciones con más embrujo y duende de Priego. Expresión y sentir que se fomenta a través de una asociación que pone empeño en inculcarlo entre las nuevas generaciones.

FUNDACIÓN

En 1979 se constituye el acta fundacional de la Peña Flamenca “Fuente del Rey”. A partir de aquí comienza su andadura. Esta Peña Flamenca y el cante flamenco pasa a tener en Priego el lugar que siempre debió ocupar en el panorama artístico y cultural de la ciudad.

A su festival anual acudieron las grandes figuras del momento que atraían aficionados de todos los rincones de Andalucía, convirtiéndose el festival de Priego en un referente dentro de los más catalogados de esta comunidad autónoma.

En 1988 el Excmo. Ayuntamiento de Priego cede a la peña flamenca un local anejo a la Casa de la Cultura, convirtiéndose desde entonces en su sede permanente. Tras sus obras de acondicionamiento, en agosto de 1989 comienzan a desarrollarse en dicha sede su programación cultural.

En el mes de enero de 2001 se acuerda por unanimidad de los socios asistentes la incorporación a su denominación de las palabras “Asociación Cultural”, pasando a denominarse desde entonces Asociación Cultural Peña Flamenca ”Fuente del Rey” de Priego de Córdoba.

ANTECEDENTES

El flamenco, sin embargo, ha tenido en Priego un desarrollo paralelo a otros tipos de manifestaciones artísticas; probablemente, porque en el pasado el flamenco haya tenido un trato discriminatorio al ser considerado una subespecie del arte, y una oferta cultural como la habida en Priego lo haya relegado a la marginación.

Si bien no tuvo la consideración que como arte le corresponde, sí se desarrollaron en Priego festivales puntuales de la máxima categoría, donde acudieron las más grandes figuras del momento.

Priego ha aportado figuras del cante como José Ropero Miranda “Niño de Priego”, que formó parte de la llamada “Ópera Flamenca” entre los años 1926 y 1939. En la actualidad numerosos son los cantaores de flamenco en nuestra ciudad destacando como uno de los mejores  Antonio José Mejías Portero.

En 1979 se realiza por primera vez el festival de flamenco, con un fin meramente solidario, ante el rotundo éxito se decidió darle al cante flamenco la categoría que se merecía en Priego, y se planteó la posibilidad de la fundación de una peña flamenca.

Priego de Córdoba celebra su Festival Flamenco a finales de agosto siendo la antesala de la Feria Real, es un festival de gran calidad por los cantaores que suelen aparecer en sus carteles.